Leche condensada casera…y lo mejor ¡sin azúcar!

Todos sabemos la sana recomendación de bajar nuestro consumo de azúcares, no solo para las personas que por cuestiones de salud deben evitarlas por completo sino también porque no nos aporta ningún nutriente.

Lamentablemente hay alimentos que mucho nos gustan pero su alto contenido de azúcar no nos permite consumirlo como quisiéramos, precisamente nos referimos a la deliciosa leche condensada tan conocida en el mundo entero.

Sin duda un ingrediente cremoso y muy rico en repostería, pero en esta ocasión vamos a conocer como elaborarlo en casa sin azúcar.

A continuación los ingredientes que vamos a necesitar:

Ingredientes

  • 250 ml de Leche (sin lactosa o la que usemos habitualmente)
  • 250 gr de Leche en polvo
  • 3 cdas de Edulcorante (stevia)

Modo de Preparación

  • Vamos a utilizar la batidora o una licuadora, agregando todos los ingredientes y mezclamos durante 3-5 minutos.
  • La idea es alcanzar una textura cremosa y suave.
  • Ahora lo vertemos en un recipiente, lo cubrimos con papel film o con tapa y lo llevamos a la heladera al menos durante 2 horas.
  • Luego de transcurrido el tiempo de frío, observaremos una consistencia cremosa y espesa.
  • Finalmente ya esta lista para degustarla y al probar notaremos que su sabor es delicioso, aunque no tenga el azúcar como la tradicional leche condensada.

Dejar comentario